Actions

Work Header

Mirando encontré que ....

Chapter Text

Rayos!! Si el creía que podía decir cosas obscenas su hermano era el rey, esas palabras lo tenían a punto de venirse en sus pantalones, necesitaba que Dean lo tocara ahora mismo. De un tirón se sacó la camisa y camiseta quedando en igual condiciones que el otro, se levantó de sus piernas y con un suave empujón lo recostó sobre la cama le desabrochó los pantalones y se los arrancó sin cuidado junto a la ropa interior, Sam no podía dejar de maravillarse cada vez que veía el cuerpo desnudo de su hermano. Cada musculo, cada peca, todo en él era delicioso, era como un dios griego al que él adoraría cada día de su vida.

Dean estaba extasiado con la visión, con la forma en que Sam lo manejaba, Sam se deshizo de sus pantalones y ropa interior, se sentó a horcadas sobre sus piernas y tomó con cariño el rostro pecoso, se deleitó en sus labios hasta que el aire se hizo necesario, los ojos de Dean prometían el cielo y el infierno y el lo seguiría con gusto. Dean se cansó del lento ritmo que llevaban y los hizo girar sobre el colchón, empezó a bajar por el ancho pecho dejando besos húmedos a su paso y al llegar a la cadera dejo de recuerdo una mordida, por si acaso pensaba que no era posesivo, cuando llegó a su entrepierna no dudo y la engulló por completo, subiendo y bajando por la extensión, enrollando su lengua sobre la punta, dejando jadeante a Sam que no esperaba un trato tan rudo y sensual.

Estaba a punto de correrse cuando la boca de Dean se detuvo, lo miró molesto que diablos le pasaba para dejarlo así? Una sonrisa ladeada le dio la respuesta Dean se metió dos dedos a la boca los chupó hasta dejarlos bien húmedos luego los paso lentamente por su miembro, sus testículos y llegó al punto que buscaba. Deslizó con cuidado un dentro y volvió a meterse el miembro de Sam a la boca para distraerlo, entró y sacó con cuidado el dedo una y otra vez hasta que sintió menos presión, luego metió dos dedos y siguió metiéndolos y sacándolos una y otra vez luego los abrió como tijeras para poder dilatarlo mejor, después de un tiempo prudente incorporó un tercero lentamente ya que el gruñido de Sam lo detuvo.

Sam se sentía morir, esos dedos, esa boca, demonios necesitaba más, necesitaba besar a Dean, necesitaba tocarlo, necesitaba que lo penetrara ahora mismo y se lo haría saber

-Dean, por favor
-Que quieres Sammy
-Dean, te necesito
-Que necesitas?
-Dean hmmmmmmmm
-Siii
-Por favor Dean, te necesito, necesito sentirte dentro, ahora!!
-Hmmm, quien diría que rogarías tanto Samantha, pero tus deseos son ordenes

Con cuidado saco los dedos del interior del menor, tomó algo del presemen de Sam y lo untó en su propia erección y se puso en posición, lo haría rogar hasta estar dentro, escucharía sus suplicas y luego solo escucharía sus gemidos

-Dean, por favor
-Tranquilo Sammy, voy a darte exactamente lo que quieres

Y de una simple estocada entró por completo escuchando los gemidos de deseo del otro. Los movimientos eran erráticos, no podía detenerse, sentía que si se detenía se derretiría por dentro. Dean alzó las piernas de Sam sobre sus hombros y dio un nuevo envite contra el que sacó un delicioso gemido de ambos. Ya no podía aguantar más, no se había tocado desde que Dean lo penetró y su miembro estaba a punto de reventar, solo sentir el miembro de su hermano dentro de él, friccionando en su interior, los golpes contra su trasero, esas manos sobre sus caderas, los ojos vidriosos de deseo, todo por él. Y con ese último pensamiento un chorro salió de su miembro contra su propio abdomen, tensionando su paredes internas haciendo que las estocadas fueran aún más fuertes, unos movimientos más y sintió como Dean se derramaba dentro de él ahogando un gruñido excitado.

Dean se dejó caer con cuidado sobre el pecho de su hermano, podía sentir como ambas respiraciones tomaban un ritmo más calmo a medida que pasaba el tiempo, luego un enorme brazo se cruzó en su espalda atrapándolo en una suave caricia que lo adormeció.

-Sammy....
-Si Dean?
-Si sigues haciendo eso voy a quedarme dormido encima tuyo
-Y no quieres?
-Estamos pegajosos y sudados, me doy asco
-Pues yo estoy agotado y no pienso moverme en un par de horas
-ok, entonces suéltame y traeré algo con que limpiarnos
-Hmmm, no deja así me gusta como hueles
-En serio??
-Si, hueles a mí
-Wow, saliste territorial enano
-Si, ahora eres solo mío y pretendo que todos lo sepan
-Y como harás eso? Si se supone que somos hermanos?
-La gente de los moteles siempre piensa que somos pareja
-Buen punto, pero aun así se siente raro el pegote en mi pecho
-Tranquilo yo te lo limpio

Le dio vuelta dejando a Dean bajo él y pasó su lengua sobre el pecho de su hermano, quien solo podía mirar deseoso esa lengua

-Eh Sammy, ven aquí, usa esa lengua en algo mejor
-Con gusto Dean

Después de otra sesión de besos apasionados se quedaron dormidos juntos.